***

miércoles, 11 de mayo de 2011

TODOS PARA UNO Y UNO PARA TODOS


Una de las virtudes que ha de tener un buen patrón es la facilidad de crear múltiples opciones partiendo de una misma base.
Cuando pienso en buen patrón, me refiero a uno que sea adaptable y favorecedor a todas las tallas, fácil de cortar y que no requiera un gran conocimiento de patronar y menos aun de costura, también debe ser adaptable a diferentes tipos de tela y que permita múltiples variaciones.

El siguiente patrón, es uno de estos patrones, que con mínimas nociones y un poco de intuición se puede conseguir un gran variedad de prendas.




Este patrón no tiene ni ojales, ni cremalleras, ni pinzas y las mangas están pegadas, este tipo de manga se llama manga japonesa, con lo que la dificultad es mínima.

Para descargar patrón pulsa aquí

Si la composición del tejido que utilizamos es de algodón con lycra (tipo camiseta), el resultado es una prenda con bastante caída y movimiento, muy desenfadada.
Al utilizar lycra o algodón con lycra, la sencillez de este patrón es mayor, porque si queremos no es necesario realizar dobladillos, ya que es un tipo de tejido que no se desilacha con facilidad, y que además  los extremos se enrollan sobre si mismos, quedando escondido el paso de la tijera por el tejido.




Alargando ligeramente las mangas y con una tela de punto, conseguimos un jersey de entretiempo con manga ¾.




Para una crear una prenda elegante y sobria, se puede emplear blonda negra. En este caso se ha agrandado la abertura del cuello, dejando un escote mas amplio,  para contrarresta ligeramente la solemnidad de la blonda negra, tampoco no rematamos el cuello y ni las mangas con un dobladillo, sino que se recorta el tejido siguiendo los dibujos del bordado o motivo de la tela.




Otra de las transformaciones posibles, es jugar con la asimetría en la prenda, en esta ocasión la asimetría se ha reflejado en las mangas. Una se ha conservado según el patrón original y la otra se ha cortado a la altura del hombro, y para evitar que la abertura de la sisa de la manga en la zona inferior no sea tan exagerada, se debe coser entrando unos 4 cm desde la cintura hasta el final de la sisa progresivamente.
También se ha modificado el cuello realizando en forma de pico.




Variar el largo de la prenda nos permite tener mas opciones a la hora de alterar el patrón de una manera simple, podemos pasar de tener camiseta/jersey a un vestido.

En esta prenda se extiende el largo unos 40 centímetros y se reduce la largura de las mangas.





Podemos alargar mas el bajo de prenda hasta encima de la rodilla, dejar unas aberturas por los laterales y redondear los picos que nos quedan en los extremos.




Estos dos últimos modelos están realizado en un algodón muy ligero, ya que su utilidad es de vestidos playeros.

Si el largo lo prolongamos hasta debajo la rodilla, y las mangas las cerramos para crear un efecto globo, este efecto se obtiene pasando una goma por dentro del dobladillo de las mangas.
Optando por una tejido de seda, el resultado es un perfecto vestido muy urban-chic.